domingo, 15 de febrero de 2009

¿CONOCEMOS LAS CALLES DE ALGECIRAS?

Todos sabemos que en los pueblos y ciudades pequeñas, y Algeciras lo era hasta no hace tanto, los nombres oficiales de las calles no son los que popularmente se utilizan.
En Algeciras ocurre en la mayoría de las calles del casco antiguo. Aquí os ofrecemos algunos ejemplos que seguro conoceréis, pero tal vez no sepáis el motivo.

Alfonso XI, conocida como calle Convento, por el convento de frailes mercedarios que fue levantado con las donaciones a esta orden por parte del capitán Antonio de Ontañón y que fue convertido en cárcel por la ley de desamortización y finalmente destruido.

Regino Martínez, por el famoso violinista algecireño, conocida como calle Ancha.

Callejón del Ritz, su nombre actual es Joaquín Costa y antes llamada San Pedro. Pero se la conoce por ese nombre porque en 1911 se instaló allí el Hotel Ritz.

Calle Aníbal, conocida como callejón de la Vieja porque allí fue asesinada una anciana.
¿Por qué Anibal? En 1801, durante la batalla de Algeciras, un buque de guerra de la Armada Inglesa de nombre Hannibal, encalló en una roca en la costa de Algeciras y fue reparado en la ciudad. También de este hecho procede el nombre del Muelle del Navío, que en la actualidad es la zona portuaria con mayor actividad portuaria para el comercio de grandes mercancías.

Calle Matadero, porque por ella obligatoriamente debían pasar las reses camino del matadero que estaba a la salida del pueblo junto al canalizado y tapado río de la Miel. Oficialmente llamada Teniente Farmacéutico Miranda, es la calle más larga del centro de Algeciras, va desde la Fundación Municipal de Cultura José Luis Cano hasta la Plaza de Andalucía.

Calle Panadería, oficialmente calle Emilio Castelar. El nombre popular data de 1768 cuando la Hermandad de la Santa Caridad que regía el hospital benéfico del mismo nombre, instaló una panadería en esta calle y la arrendaba a panaderos particulares con
la obligación por parte de éstos de pagar un cuarto por cada hogaza de pan que fabricaban, para contribuir a sufragar los gastos del hospital. Esta costumbre estuvo vigente hasta 1874.

Calle Juan Morrison, popularmente calle Alta por la pendiente que hay hasta llegar a la calle Sevilla. Juan Morrison fue un escocés que llegó a Algeciras en 1898 como delegado de la compañía de los barcos a Gibraltar y el ferrocarril a Bobadilla.


Plan No Formal
Patrimonio de Algeciras

No hay comentarios:

Publicar un comentario